¡Sorpresa! Llegó la Morá….

El lunes 21 de septiembre es el “Día del Estudiante” y no podíamos dejarlo pasar sin vernos. Por eso, las morot, misses y morim del primario nos propusimos una idea un “poco loca” que demandó largos preparativos, mucha logística y sobre todo, mucho amor puestos al servicio de un solo objetivo: llevar un pequeño presente a cada uno de nuestros alumnos/as: ¡A DOMICILIO!

La experiencia superó todas nuestras expectativas, el corazón latía de ansiedad al tocar cada puerta y más aún al ver aparecer detrás de ella una carita conocida, añorada y sorprendida. La emoción fue mutua, hubo lágrimas de alegría de niños y adultos. Sabíamos que los abrazos había que seguir guardándolos para más adelante, pero no fueron necesarios, el cariño está intacto y el vínculo fortalecido por el contacto permanente aún a la distancia. El obsequio se convirtió en una excusa para vernos, reencontrarnos y dejar plasmada la felicidad del momento en una foto, cada uno con su barbijo y una amplia sonrisa que asomaba y brillaba en los ojos.