La sala de cinco acantonada

Como todos los años, los chicos de la sala de cinco comienzan a despedirse del Gan realizando un acantonamiento en las instalaciones de nuestra escuela. La actividad comenzó el jueves 30/11 en horas de la tarde, con el encuentro entre los alumnos del Gan y sus padrinos de quinto grado de la primaria. Realizaron juegos de competencia, en patrullas conformadas por padrinos y ahijados, aunque con la premisa de que todos resultaran ganadores. En cada una de las postas de los juegos se presentaba un recorte de un cuento conocido por los niños del Gan, con la consigna de armar la secuencia correcta, para luego inventar un final a la historia, que podía ser alegre, triste, divertido, atemorizante o repelente.



La cena se llevó a cabo en el comedor de la primaria, en el que los chicos de quinto grado hicieron de anfitriones, acercando la comida a sus ahijados en las bandejas. A continuación llegó la hora del fogón que incluyó canciones, sketchs cómicos y una harkadá. Con estas actividades los niños de la sala de cinco se despidieron de sus padrinos y retornaron a las instalaciones del Jardín, para preparase para dormir.


Como el sueño no llegaba, los chicos y sus docentes siguieron jugando hasta ya entrada la madrugada, en la que finalmente el sueño venció al entusiasmo por las hermosas experiencias vivenciadas.


La mañana del viernes comenzó con el desayuno, para posteriormente participar del último y emotivo Kabalat Shabat colectivo del año y –para ellos- también el de su despedida del Gan.